Una profesora de Poplar Bluff, Missouri (USA) llamada Madonna Kenser, tuvo suerte de que uno de sus estudiantes de nueve años de edad, fuera un aficionado al cine.

El pequeño Brendon Garman que le salvó la vida a su profesora

El pequeño Brendon Garman que le salvó la vida a su profesora

Se encontraba dando su clase explicando en la pizarra tipo Vileda, cuando de repente se desmayó, pues al ser alérgica a los gases, los que emanaron en ese momento el rotulador que usaba le afectaron.

El pequeño héroe Brendon Garman dijo: “Corrí cuando perdió el conocimiento.”

Fue hacia el bolso de la señorita y cogió su inhalador, se lo dio a la aturdida maestra y le salvó la vida.

Brendon dijo que sabía lo que tenía que hacer por una escena de la película ‘¿Cuándo llegamos?‘ [Are We There Yet.]

“Si no hubiera visto esa película, no hubiera sabido qué hacer”, dijo Brendon.

La familia de Brendon está muy orgullosa de él. Su madre y los maestros señalan algo que hace que este joven héroe aún más increíble: Brendon tiene autismo.

El ser autista normalmente le afecta la comunicación y las habilidades sociales. Su profesora Kenser y la madre de Brendon esperan que se comprenda que los niños autistas como Brendon, están llenos de potencial y son capaces de hacer cosas increíbles, como salvar una vida.

Fuente: KFVS12.

“I went to the doctor and he said 5000 people die from the things that happened that day,” said Kenser. “There’s a good chance I wouldn’t be here.”
Kenser says she’s very proud of her entire class for their calm reaction.  Ironically this is Autism Week.