Un reptil marino de tres metros de largo vivió en las costas ibéricas hasta su extinción

Paleontólogos de la Fundación Dinópolis han descrito por primera vez en la Península Ibérica un reptil marino llamado Simosaurus, a partir de los restos hallados en una excavación de Manzanera (Teruel).

Según informa la Fundación, el reptil, que pudo alcanzar más de tres metros de longitud, vivía en las aguas costeras del antiguo Mar de Tethys (precursor del moderno Mediterráneo), donde se alimentaría de peces.

20151030-1-1

Para los científicos, este hallazgo permite confirmar que este depredador sobrevivió cerca de las costas ibéricas del Triásico más tiempo del que se creía antes de su extinción.

Los fósiles fueron hallados a finales del siglo XX aunque hasta ahora no se habían preparado y estudiado.

Además, los fósiles de Manzanera aportan información sobre los diversos grupos de reptiles acuáticos que habitaron la Península Ibérica en el periodo Triásico.

Los hallazgos permiten saber cómo era esa zona hace unos 230 millones de años, cubierta por mares poco profundos habitados por varias especies de reptiles marinos, hoy extintas.

Estos hallazgos se describen en un artículo publicado en la revista científica internacional Geobios, por un conjunto de investigadores del Grupo de Biología Evolutiva de la Facultad de Ciencias (UNED) y de la Fundación Conjunto Paleontológico de Teruel-Dinópolis.

Todos estos fósiles demuestran la presencia de una gran diversidad de vertebrados acuáticos, apenas reconocida anteriormente en el Triásico de la Península Ibérica debido su escaso registro fósil en este periodo como los placodontos ciamodontoideos (parecidos a las tortugas) o los ictiosaurios (similares a los delfines).

Fuente:

20minutos